Quiénes somos y qué trabajo realizamos

Los 4 mejores escarificadores de 2018

Roberto Fernández
Roberto Fernández

Si andas a la búsqueda del mejor escarificador del mercado, has llegado al lugar adecuado, aquí podrás encontrar toda una serie de datos que, a título orientativo, te guiarán durante el proceso de compra de la misma.

Tales elementos de apoyo son fundamentalmente: una comparativa, en la que podrás encontrar opiniones y análisis objetivos sobre los distintos productos, y, una vez finalizada dicha comparativa, encontrarás una pequeña guía de compra con indicaciones que te permitan discernir con criterio propio cuál es la herramienta más adecuada.

Los mejores escarificadores de 2018

1. Escarificador de césped AL-KO 112800

Escarificador de césped AL-KO 112800 Ver en Amazon

Esta eficiente herramienta que nos llega desde Alemania será útil en jardines que tengan una superficie de 200 a 300 metros cuadrados, es decir, de un tamaño medio-grande.

Destaca por ser particularmente potente, a pesar de sus limitaciones, ya que al estar pensado para jardines medios no necesita ser capaz de soportar horas y horas de trabajo.

Está fabricado en materiales de óptima calidad, aunque la parte exterior esté realizada en plástico, es tremendamente robusto y no suele dar problemas de ningún tipo.

Se trata de una herramienta eléctrica, la opción ideal para usuarios no profesionales, ya que las opciones a gasolina resultan mucho más costosas de mantener, aunque presenten unas funcionalidades mucho más ventajosas.

Tiene un montaje muy llevadero, puede ser realizado por cualquier tipo de usuario tenga la experiencia que tenga en el sector.

En la caja que te llega a casa se incluye todo lo necesario, tanto para la instalación del producto como para el correcto uso del mismo.

Comparte un defecto con la mayoría de herramientas del sector, un depósito algo exiguo que se llena con demasiada facilidad, ya que, cada 12 metros, aproximadamente, tendrás que vaciarlo, resulta algo incómodo pero una vez ha pasado cierto tiempo te acostumbras.

Por otra parte, tiene otras limitaciones, la más importante de todas ellas, es que deberás parar cada 20 minutos más o menos, ya que se habrá calentado demasiado y no convendrá seguir usándolo.

A pesar de todo ello, es una herramienta bastante barata, lo cuál nos permite afirmar que, más allá de sus limitaciones, tiene una funcionalidad muy acorde con su precio, y que este no supone un gran desembolso inicial.

PROS
  • Tiene un precio muy atractivo, y que, además, no supone un gran desembolso inicial.
  • Está fabricada en materiales de calidad que no se rompen fácilmente.
  • En la caja se incluye todo lo necesario para proceder a la instalación y poder utilizar la herramienta de la manera más útil.
CONTRAS
  • Como la mayoría de escarificadores cuenta con un depósito algo limitado que tiende a llenarse con mucha facilidad.
Comprar en Amazon (Precio: 122,41 €)

2. Escarificador manual con ruedas Gardena

Escarificador manual con ruedas Gardena Ver en Amazon

Este producto tiene la particularidad de ser una herramienta de uso totalmente manual, que, como habrás podido imaginar sirve para llevar a cabo funcionalidades muy distintas a las herramientas que tienen un funcionamiento eléctrico.

El primer punto a favor que le vemos, es que, de entrada, es bastante más barata que las que funcionan con electricidad o con gasolina, aunque, obviamente, esta herramienta es mucho más tediosa de utilizar que las otras dos.

A pesar de ello, no se trata de una herramienta totalmente manual, ya que cuenta con un rodillo que facilita enormemente el trabajo al no necesitar tanta fuerza de tracción para ser utilizado.

Es una herramienta construida en acero de notable resistencia, aunque tiene algunos elementos de plástico que conviene tratar con el debido cuidado.

En cualquier caso, estamos ante una herramienta que está claramente protegida contra la corrosión y la oxidación, dos de los grandes problemas que pueden sufrir todos aquellos artilugios que estén fabricados en metal.

Su uso está acotado a terrenos de pequeño tamaño, ya que en caso contrario podría resultar demasiado agotador.

Aun así, es muy cómodo y manejable, tiene una experiencia de uso bastante cómoda, de tal modo que puede ser usado durante largos periodos de tiempo sin problemas.

Es capaz de limpiar y airear el césped de tu jardín a gran velocidad y con fuerte consistencia gracias a sus cuchillas de más de 30 centímetros, que ofrecen garantías de usabilidad.

Sin embargo, la parte más negativa descansa en el hecho de que, al tratarse de una herramienta manual, requerirá un esfuerzo humano que haga de fuerza de tracción, lo cual, a largo plazo, puede acabar resultando algo incómodo.

PROS
  • Es un producto muy cómodo de usar gracias a su rodillo y a las ruedas que lo integran.
  • Al ser manual, es una herramienta mucho más barata que todas aquellas que se nutren de la electricidad o de la gasolina.
CONTRAS
  • La parte negativa de no funcionar con electricidad es que el uso de la misma está condicionado al esfuerzo que estés dispuesto a realizar.
Comprar en Amazon (Precio: 54,75 €)

3. Escarificador eléctrico Einhell GC-SA 1231

Escarificador eléctrico Einhell GC-SA 1231 Ver en Amazon

Potente herramienta de la prestigiosa marca Einhell, sus 1200 W de potencia, harán que ocho cuchillas dobles pasen a gran velocidad por el césped en cuestión y lo dejen impoluto a su paso.

Su uso es bastante funcional, aunque no es ninguna anomalía, funciona como el resto de escarificadores eléctricos, simplemente deberás cogerlo por el mango e ir moviéndolo por encima del césped que quieras trabajar.

Sin duda, estamos ante una de los mejores escarificadores en cuanto a calidad-precio se refieren, ya que presenta un precio realmente combativo mientras que tiene prestaciones realmente portentosas propias de gamas superiores.

Por encima de todo, destaca por su efectividad, ya que es capaz de eliminar todo rastro de musgo o hierbas viejas a su paso, con apenas dos pasadas tu huerto o jardín quedará libre de este tipo de amenazas.

El único defecto que le encuentro, es que tiene un gatillo de arranque que, a fin de cuentas, acaba resultando demasiado endeble para usarla a diario, conviene tratarlo con sumo cuidado para evitar roturas de cualquier tipo.

Su uso es recomendado en jardines de pequeño tamaño, ya que muchas de sus prestaciones no permiten usarlo con resultados potentes en grandes propiedades.

El principal factor limitante, es el pequeño tamaño del reservatorio que convertiría el trabajo en un jardín de grandes proporciones en algo realmente engorroso.

PROS
  • Esta es una de las herramientas que presentan una relación calidad-precio más ventajosa.
  • Si hay que destacar un aspecto que la diferencia del resto, es su eficacia.
CONTRAS
  • El gatillo de arranque resulta algo flojo si vas a utilizar la herramienta todos los días.
  • El tamaño del depósito limita bastante el uso de la herramienta.
Comprar en Amazon (Precio: 84,66 €)

4. Escarificador agrícola Einhell RG-SA 1433

Escarificador agrícola Einhell RG-SA 1433 Ver en Amazon

La reconocida marca Einhell lanza otra herramienta al mercado con algunas especificidades que la diferencian del resto, como, por ejemplo, una optimización del consumo de energía eléctrica que conseguirá ahorrarte unos euros en la factura a final de mes.

Es bastante potente y eficaz, con solo dos pasadas es capaz de escarificar el césped de manera totalmente eficaz sin que quede lugar a nuevas pasadas.

Algo que me ha gustado bastante, es que las instrucciones se pueden encontrar en español, lo cual es imprescindible para muchos usuarios, pero, además, son unas instrucciones bastante completas, donde se explica todo lo necesario para usar correctamente la herramienta.

El principal problema, como en otros muchos escarificadores, es que el depósito donde se almacena la suciedad recogida resulta un poco pequeño, de tal modo que vas a tener que limpiarlo sucesivas veces durante el transcurso de las tareas de limpieza.

Es bastante ligero y fácil de manejar, a pesar de contar con una potencia de tracción tan elevada. Dicho de otro modo, es la herramienta ideal para usuarios que no saben utilizar con soltura este tipo de herramientas.

Los materiales no son el punto fuerte de esta herramienta, la parte exterior de la misma está fabricada con plásticos, un material muy susceptible de sufrir roturas de todo tipo, aunque si le aplicas un mantenimiento mínimamente adecuado no debería darte problemas de ningún tipo.

Otra pequeña ventaja que le veo, es que cuenta con dos rodillos intercambiables, uno para airear el terreno y el otro para escarificarlo completamente, un punto a favor de cara la usabilidad y funcionalidad de la herramienta.

PROS
  • Destaca por ser una herramienta cuya potencia garantiza una sobrada eficiencia en el terreno.
  • La marca Einhell es líder en el sector de la jardinería, ya que cuenta con cientos de productos que han cautivado a miles de usuarios.
  • Entre los idiomas de las instrucciones podremos encontrar el español.
CONTRAS
  • Como la mayoría de herramientas de este tipo, cuenta con un depósito demasiado pequeño, algo que puede acabar resultando incómodo.
Comprar en Amazon (Precio: 125,27 €)

¿Cómo comprar un escarificador barato?

Los mejores escarificadores

En noble arte de escarificar, que consiste en remover toda aquella vegetación que se encuentre en la superficie de un terreno con césped, se ha vuelto cada vez más habitual en jardines no cuidados por profesionales.

Y ante tal auge de la demanda, la oferta de escarificadores baratos, ha aumentado exponencialmente, hasta el punto de que podemos encontrar gran cantidad de productos con prestaciones distintas.

Bucear entre toda esa amalgama de herramientas, no es una tarea en absoluto sencilla, por tanto, considero importante tener en cuenta toda una serie de elementos que las distinguen y las convierten en más o menos adecuadas a tus necesidades.

¿Cuándo escarificar el césped?

Tal y como he dicho más arriba, si queremos eliminar de manera eficiente toda la vegetación que cubre nuestro césped, vamos a necesitar usar un escarificador.

Pero la duda salta de manera casi automática en la mente de muchos usuarios como tú, ¿cuándo debo escarificar el césped? Es una pregunta algo compleja, pero vamos a intentar desenmarañar las claves que se esconden tras ellas.

A rasgos generales, hay un par de épocas en las que la vegetación invade los jardines: a inicios de la primavera y una vez entrados de lleno en el otoño.

Pero no solo en estas épocas conviene escarificar, sino que hay otros momentos puntuales en los que te convendrá hacerlo.

Uno de dichos momentos, es tras sufrir una racha de viento huracanado que, previsiblemente, llenará tu jardín de hojas y otro tipo de suciedades, y como esta, hay decenas de situaciones similares.

¿Qué tipos de escarificadores puedo encontrar?

Dentro de este sector, se fabrican herramientas de 3 tipologías distintas, cada una está dirigida a un público, y, en algunos casos, a una función concreta, deberás escoger una u otra en función de tus necesidades.

En primer lugar, los más comunes son los escarificadores eléctricos, que como su propio nombre indica, funcionan con energía eléctrica, normalmente enchufadas directamente a la corriente, aunque en algunos casos también incluyen una batería que les da cierta autonomía.

Son más baratos que los de gasolina, aunque son menos potentes que estas últimas. Son las herramientas ideales para usuarios no profesionales que tienen un jardín en su residencia.

La principal ventaja frente a una de gasolina, es que resulta muchísimo más económica, no solo la inversión inicial, sino que también el mantenimiento de la propia herramienta.

Mientras que la ventaja con un producto manual, es fundamentalmente que al funcionar con energía eléctrica, la fuerza de tracción necesaria es mucho menor y el trabajo se realiza de forma automática.

Sin embargo, los escarificadores manuales resultan bastante más económicas que los eléctricos o los de gasolina.

En segundo lugar, los escarificadores de gasolina están especialmente indicados para los usuarios más avanzados en a la materia, incluso para profesionales del sector.

Son más caras y bastante más complejas de usar que el resto, además requieren un mantenimiento mucho mayor.

Pero a cambio, ofrecen un resultado mucho más profesional y en menos tiempo. Además, son capaces de trabajar terrenos de gran tamaño, cosa que las eléctricas no son capaces de hacer.

En último lugar, tenemos los escarificadores manuales, no se nutren de ningún tipo de energía, sino que más bien la fuerza de tracción viene realizada por el usuario, que deberá realizar sendos esfuerzos para limpiar su césped.

Son bastante más tediosas de usar, pero a cambio, ofrecen un servicio mucho más personalizado y focalizado; además, son bastante más económicas que las herramientas anteriores.

Las cuchillas para escarificadores: qué debo saber

La mayoría de herramientas de este tipo, no suelen traer cuchillas de repuesto, es decir, si se rompen, la maquina quedará inservible, pero, por fortuna, puedes comprar dichas cuchillas de repuesto a través de Amazon.

Tienen un precio bastante accesible y te serán tremendamente útiles en caso de que no quieras comprar otra herramienta completamente nueva.

Por otra parte, estas cuchillas para escarificadores no se rompen fácilmente, especialmente si les aplicas un mantenimiento adecuado y no las usas en zonas no recomendadas.

Es decir, la posibilidad de que tengas que cambiar las cuchillas es bastante remota, aunque no conviene descartar ninguna posibilidad y estar cubierto pase lo que pase.

¿Merece la pena escarificar el césped manualmente?

La respuesta a esta pregunta es realmente compleja, ya que no está en absoluto definida, lo primero que necesitarás para realizar dicha tarea es contar con el mejor escarificador manual, ya que en caso contrario te resultará del todo imposible.

Es verdad que este tipo de herramientas resultan muchísimo más económicas que las que funcionan con electricidad o gasolina, pero como ya te he explicado, aunque muy superficialmente, también tienen sus desventajas.

Es inviable realizar tareas de escarificación de forma 100% manual en un jardín de gran tamaño, podría resultar una tarea titánica y llegar a agotar al más rudo de los aficionados a la jardinería.

Si, en cambio, tu jardín tiene unas dimensiones más reducidas, si que puedes utilizar este tipo de herramientas para conseguir escarificarlo totalmente, aunque resulta un trabajo bastante tedioso.

En definitiva, yo recomiendo escarificar manualmente el césped a todos aquellos usuarios que tengan pensado realizar dicha tarea de forma muy periódica, es decir, un par de veces al año.

En caso contrario, a mi juicio, merece la pena adquirir una máquina eléctrica o a gasolina, porque solventarán el problema con mayor eficiencia y un tiempo mucho más rápido.

Puntuación: 4.5/5 - Han votado 2 personas.